2

Casa de tolerancia (L’Apollonide)

Casa de tolerancia (L'Apollonide)

Casa de tolerancia (L’Apollonide)

 
El pasado Viernes 24 de Agosto se estrenó en nuestro país la que en mi modesta opinión es la mejor película del 2011 y que yo tuve el placer (y nunca mejor dicho) de ver en Noviembre de 2011 en el Teatro Jovellanos, durante el pasado Festival Internacional de cine de Gijón.
 
Las sensaciones se agolparon en mi durante la proyección de la película, especialmente en los últimos veinte minutos durante los cuales quería, por un lado, que la película no se acabase nunca (ya que el disfrute viendo  planos y más planos maravillosos era total) y por otro lado quería que terminase, para poder partirme las manos aplaudiendo a alguien que había hecho algo que muy pocos han conseguido en los últimos años, que me emocionase en una sala de cine.
 
El responsable de todo esto es el director francés Bertrand Bonello, absolutamente inédito en nuestro país hasta ahora. Otras de sus películas anteriores son “El pornógrafo” (Le pornographe, 2001), “Tiresia” (Tiresia 2003) y “De la guerre” (De la guerre, 2008) la cual cuenta con un reparto excepcional formado por Asia Argento, Mathieu Amalric, Guilleaume Depardieu y Michel Piccoli. Sin embargo, en mi opinión, no se pueden comparar estas películas con L’Apollonide, siendo esta última muy superior a sus predecesoras.Casa de tolerancia (L'Apollonide)
 
El argumento de la película es muy sencillo, el director nos muestra la forma en que viven una prostitutas que trabajan de forma casi como esclavas en un burdel parisino de finales del Siglo XIX. Así, se nos muestra como llega alguna chica nueva a la que se le explican las reglas de la casa, casi como si de una carcel se tratara. Igualmente no sólo vemos a las mujeres durante la noche, en el ejercicio de su profesión (no, no voy a poner que es la más antigua del mundo, gracias) si no que también las vemos durante el día recién levantadas compartiendo los escasos bienes que tienen en propiedad.
Casa de tolerancia (L'Apollonide)
El punto fuerte de la película está sin duda en el apartado técnico, la puesta en escena es maravillosa, con una gran profundidad de los planos que se sitúan en el salón donde se reúnen las prostitutas con los clientes dando lugar a varias escenas en un mismo plano. El director se gusta a sí mismo en este aspecto creando una serie de escenas encadenadas, formadas por travellings horizontales, que se desplazan lentamente por el salón mostrándonos lo que sucede en el mismo y reflejando una paleta amplísima de colores y una lista interminable de sensaciones.
 
En relación a las actrices protagonistas (los pocos personajes masculinos que aparecen en la película son los de los clientes del burdel) se puede decir que están todas a muy buen nivel, sacando adelante sus papeles con mucha naturalidad y frescura.
 
Un apartado curioso de la película son los dos homenajes que realiza el director a dos películas de cine mudo, estás son: “El hombre que ríe” (The man who laughs, 1928) de Paul Leni y “La muñeca” (Die puppe, 1919) de Ernst Lubitsch.
 Respecto a la primera, no voy a comentar nada sobre dicho homenaje ya que se trata de una de las tramas esenciales de la película por lo que no quiero descubriros nada al respecto, lo único que me queda la duda es si el homenaje es a la película de Paul Leni o a la novela en que está basada de Victor Hugo, ambas geniales.
 Respecto a la segunda, se trata de una escena en que uno de los clientes le solicita a una de las chicas del burdel que se comporte como un autómata, los cuales, como ya nos recordó Scorsese en su última película “La invención de Hugo”, estaban de plena actualidad en esa época. Más concretamente la chica se pinta, se viste y actúa como una muñeca gigante que pudiera moverse por sí misma como sucede en la película de Lubistch en la que la protagonista se hace pasar por un autómata que representa a una novia, tras romperla sin querer. Dicho autómata lo iban a utilizar como novia para un soltero que necesita casarse para complacer a su tío y así heredar cuando éste fallezca.
 
Casa de tolerancia (L'Apollonide)
 
 
Finalmente no puedo terminar este análisis de esta maravillosa película sin referirme a la música que acompaña a las imágenes. La banda sonora del film se compone de cinco composiciones del mismo director de la película; dos piezas fácilmente reconocibles de música clásica como son el concierto para piano nº 23 de Mozarty un aria de La Boheme de Puccini y tres piezas de música que resultan anacrónicas con la época en que representa la película como son “Nights in White Satin” de The Moody Blues, y dos pieza de Soul totalmente desconocidas pero maravillosas como son “Right to love you” de The Mighty Hannibal y “Bad girl” de Lee Moses.
 

 

Para finalizar, únicamente me queda por decir lo siguiente: intentar ver esta película, no va a ser fácil, ya que en la mayoría de las ciudades españolas no se ha estrenado, pero tengo la esperanza que salga en formato doméstico en nuestro país(en Alemania y Francia ya ha salido en DVD).

Gabriel Menéndez Piñera

2 comentarios a Casa de tolerancia (L’Apollonide)

  • lolo  dice:

    Me imagino que la verias en V.O.La unica que vi de este director fue El pornografo,en la 2,y en V.O.Me gustó bastante(no solo por sexo explicito,jejeje).Ruego informes en el Blog la posibilidad de ver esta o alguna otra

    • Gabriel Menéndez Piñera  dice:

      Efectivamente,la vi en V.O. ya que todas las películas del Festival de cine de Gijón se proyectan en su idioma original y es como me gusta verlas. Por supuesto en cuanto tenga noticias de su lanzamiento en Dvd o Blu-Ray os lo comunicaré

Comentarios

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>